Caso Jair Soto genera indignación, impotencia y clamor de justicia. Acusan a Alcalde de Lerma de comprar votos de elección de delegados con la Tarjeta Rosa. Juan Pedro García, al rescate del PRI.

· Caso “Jair Soto”, joven estudiante atropellado, sin piernas y sin justicia.

· Pleito entre FGJEM y CODHEM por acusación sobre inexistente empleada.

· Acusan a alcalde de Lerma de usar Tarjeta Rosa para intervenir en elecciones.

Tuvieron que pasar cuatro días y ver que la irritación social crecía, para que las instituciones procuradoras de justicia y defensoras de derechos humanos salieran a pronunciarse respecto a la tragedia ocurrida con el joven Jair Soto García, estudiante del CBTIS 203 de Metepec, quien fue atropellado el pasado jueves por una camioneta, cuyo conductor y acompañante iban en completo estado de ebriedad.

La doble victimización: primero con el accidente que ya le costó la amputación de las dos piernas al joven de 15 años y al que sólo le dan 20% de probabilidades de sobrevivir, y luego, el calvario de la familia ante el Ministerio Público, donde la investigación ha estado plagada de irregularidades.

Las impericias:

1.- Tras el accidente, una patrulla municipal de Toluca llevó a Roberto Iturbe Vilchis y Jonathan Hernández López en calidad de detenidos, eran los ocupantes de la camioneta que prensó a Jair.

2.- En el Ministerio Público, por torpeza de los policías o habilidad de los detenidos (con todo y las copas que traían encima) se invirtieron los papeles. Sólo apareció como responsable en la carpeta de investigación Jonathan, quien fue señalado como el conductor de la camioneta. Roberto Iturbe salió como “Juan por su casa”.

3.- El viernes y un poco más consciente Jonathan dijo que él no era el conductor, señaló a Roberto como el responsable de atropellar a Jair Soto. Hubo falsedad de declaraciones, se intercambiaron para distraer a la justicia bajo el pretexto de estar idiotizados por el alcohol.

4.- En las redes sociales se difundió la versión de que la mamá de uno de los detenidos es funcionaria pública. Lo peor es que la propia Comisión de Derechos Humanos del Estado de México fortaleció esta acusación. A través de su cuenta de Twitter la CODHEM aseguró textualmente: “En seguimiento al caso del menor atropellado el 14 de marzo en Av. Tecnológico, en Metepec, se considera necesario aclarar que la madre del joven presuntamente responsable de los hechos ocurridos, no es colaboradora de este organismo, sino del área de #ddhh de la @FiscaliaEdomex”. Esta versión fue refutada por la fiscalía.

Para pronto, la Fiscalía de Justicia tuvo en sus manos a los dos que iban en la camioneta, sólo que al Ministerio Público le vieron la cara o se la dejó ver. Hoy Roberto es prófugo y aunque lo lograran detener e ingresar a un centro penitenciario –vía orden de judicial- saldría de inmediato porque las lesiones culposas son delitos “no graves” en el Estado de México y no ameritan prisión preventiva oficiosa. A lo mucho que se puede aspirar en este caso es que la justicia obligue a la reparación del daño.

CANCIÓN, DICHO O REFRÁN

Ahí les hablan…

Por cierto, hasta el momento no hemos visto a un solo diputado mexiquense abordar el “Caso Jair Soto”. No hay que olvidar que parte de esa raquítica normatividad y su posible adecuación es responsabilidad de los legisladores. Sería bueno que los diputados comiencen a ver con toda seriedad la posibilidad de “tipificar como delito grave” las lesiones producto de accidentes de tránsito, imponiendo la prisión preventiva en caso de que los conductores vayan en estado de ebriedad. Créanlo señores legisladores, más de uno la pensaría dos veces antes manejar en estado etílico.

Caravana con sombrero ajeno…

Lo denunciado ayer por pobladores de Lerma, que acusaron al alcalde priista Jaime Cervantes Sánchez, de haber metido las manos en las elecciones de autoridades auxiliares, debe preocupar a más de uno en el gobierno estatal. Los inconformes con los resultados dijeron tener pruebas de que gente del ayuntamiento entregó, un día antes de los comicios (el 9 de marzo), dinero y recursos públicos para que ganaran las fórmulas oficiales. Jaime Cervantes –aseguran- desplegó la entrega de Tarjetas del Salario Rosa para intervenir en las elecciones. Esto llama la atención, sobre todo si tomamos en cuenta que quien en realidad manda en el ayuntamiento es el ex alcalde y hoy Secretario de Desarrollo Social, Eric Sevilla Montes de Oca, quien tiene acceso directo a los programas sociales del estado. Cuidado porque le andan generando problemas al gobernador.

Esa de Daniela Romo: “Mentiras”…

Aunque los tiempos no son buenos para el PRI por las pasadas elecciones en donde no vivieron su mejor momento, al partido le hace bien la llegada de un operador de tierra como es Juan Pedro García, quien el pasado fin de semana tomó protesta al frente de Unión Revolucionaria UR. Si algo le urge al PRI es la posibilidad de sumar y multiplicar en cada municipio. Pero Juan Pedro no debe ser muy creído de lo que le digan en el Revolucionario Institucional, pues basta recordar que la actual dirigencia fue en su momento parte de aquel entramado que le cerró las puertas a Más Fortalecimiento Partidista tras la última elección ganada del 2017.

Por: Juan Gabriel