Lo que costó fortalecer las relaciones franco-estadounidenses.


El presidente francés y el presidente de Estados Unidos, acompañados de sus esposas, pasaron la noche en el restaurante Jules Verne en el segundo piso de la Torre Eiffel.

Desde ahí admiraron los más bellos monumentos de París. El menú fue lateral, pocos detalles se filtraron de esa cena amistosa.

Lo que se sabe es que a la hora de pasarles la cuenta, Macron, no lo podía creer y varias veces tuvo que ver la suma de los precios hasta asegurarse que era real.

La cuenta ascendió a los 154.953 € . El escandalo se suscito entre las redes pues es sabido que los franceses son un poco “codos”, “agarrados” o “económicos” dirían por otro lado, de saber que se necesitaba pagar esa cantidad para fortalecer las relaciones franco-estadounidenses y que más bien parecía una orgía de fiesta y alcohol y pagarlo de la cartera de los contribuyentes franceses.

Así que para no caer en especulaciones de esa “cuentota”, Emmanuel Macron dijo que tendría que pagar la factura de su bolsillo y no en la cuenta del Estado francés.


Por
: Luz del Alba Belasko

[hr style=”striped”]