El político regiomontano denuncia que tanto Morena, como el PRI buscan anular la elección tras alegar que rebasó el tope en sus gastos de campaña

Hoy, la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación analiza la posibilidad de pedir que se haga un nuevo análisis a los gastos de campaña del senador electo por Movimiento Ciudadano, Samuel García.

Esta decisión se basa en que se detectaron supuestas anomalías en los informes que Samuel presentó ante los órganos electorales.

De acuerdo con los informes, el Tribunal Electoral podría pedirle al INE que fiscalice nuevamente los gastos del senador ante la posibilidad de que haya recibido aportaciones de entes prohibidos.

De confirmarse esta situación, la victoria de Samuel García y de su compañera Indira Kempis, podría quedar anulada.

Con todo esto, vendría un ajuste en la conformación del Senado por Nuevo León.

Bajo este escenario, los panistas Víctor Fuentes Solís y Alejandra María Sada podrían entrar como primera mayoría y en segundo lugar el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, Álvaro José Suárez.

El senador electo declaró que, según la denuncia, hizo uso de marcas como Adidas y Cemex, que aparecen en las camisas de Tigres y la Selección Mexicana, por esto tendría que pagar 75 millones de pesos, esto superaría su tope de campaña y anula su victoria.

Sin embargo, dijo que está litigando para que el Tribunal decida en su favor en las próximas horas.

Además, denunció que tanto PRI como Morena quieren anular la elección.

Por Braulio Luna