Contáctenos

Destacada

Producirá la CDMX, de la basura, carbón

Publicada

en

Una planta para transformar los residuos orgánicos de CDMX en hidrocarbón en forma de pellets será construida en el Bordo Poniente, que durante 25 años y hasta 2011 fue el relleno sanitario de la Capital.

“El hidrocarbón resultante tendrá las características necesarias para ser utilizado como combustible en la Central Termoeléctrica de Petacalco, en Guerrero, sustituyendo al carbón mineral de origen fósil, con más poder calorífico y menores emisiones”, indica el proyecto “Valorización de residuos urbanos orgánicos mediante carbonización hidrotermal”.

Los pellets destinados a carboeléctricas son cuestionados por desplazar otras fuentes limpias de generación eléctrica, como el uso de agua o las energías solar, eólica, geotérmica o nuclear.

El Gobierno de la Ciudad inició los trámites para reconvertir la productora de composta de Bordo Poniente, en operación desde 2012, en una generadora de carbón, a partir de los desechos de podas y alimentos.

El proyecto, avalado por el Instituto de Ingeniería de la UNAM, cuenta con una inversión inicial de 300 millones de pesos, para edificar en 2021 dos reactores iniciales.

“Se va a producir biocarbón, para la Comisión Federal de Electricidad o para otros usos, es un proyecto supervisado por el Instituto de Ingeniería de la UNAM, queremos empezar la construcción este año”, señaló Jesús Esteva, Secretario de Obras y Servicios de la Ciudad.

“Si bien el procesamiento de composta es una mejor alternativa a la disposición de rellenos sanitarios de la fracción orgánica de los residuos sólidos urbanos, el bajo índice de aprovechamiento de la composta no cumple ni con el concepto de valorización, ni con la economía circular”, anota el plan.

Desde 2014, residuos inorgánicos de la Ciudad son comprimidos en mil toneladas diarias de pacas destinadas a los hornos de Cemex, en Puebla.

En Bordo Poniente, el Gobierno de Miguel Ángel Mancera intentó construir una termovalorizadora para generar electricidad.

En el relleno sanitario del Bordo Poniente, clausurado en diciembre de 2011 por Marcelo Ebrard como Jefe de Gobierno y José Luis Luege, entonces director de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), la composteadora es la única instalación en funcionamiento en el predio federal concesionado al Gobierno capitalino.

A cuatro kilómetros al oriente del Aeropuerto Internacional y a la misma distancia de las obras abandonadas del Aeropuerto de Texcoco, las 8 hectáreas de la composteadora y la nave industrial donde laboraban pepenadores de la planta de selección del líder Pablo Téllez serán reconvertidas.

La evaluación de impacto ambiental de la valorizadora de orgánicos para convertirlos en hidrocarbón detalla que serán construidas una gasificadora para que, con los mismos desechos, se genere gas hacia una turbina generadora de la electricidad requerida por los reactores, y también una tratadora de agua para obtener el caudal necesario en el proceso.

“Valorizar energéticamente la fracción orgánica de residuos sólidos urbanos mediante una planta de carbonización hidrotermal, de dos reactores en su fase inicial, con capacidad de procesamiento de 75 toneladas diarias para producir hasta 15.6 toneladas de hidrocarbón que, entre otros usos, podrá ser utilizado como combustible sustituto de carbón mineral”, cita el objetivo de la instalación.

Gustavo García Olguin
Agencia Reforma

Destacada

En alerta Estados Unidos por hospitales saturados de pacientes con Covid

Publicada

en

En todo el país, 37 estados informan un aumento de las hospitalizaciones, incluidos 21 estados que han informado recientemente nuevos récords o se están acercando a máximos anteriores, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

Las hospitalizaciones en Estados Unidos por COVID-19 alcanzaron el punto más alto desde el 22 de agosto; Nueva York ha duplicado su recuento desde principios de septiembre y al menos otros 10 estados informaron récords.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EU, mientras tanto, citaron cuatro estudios nacionales que predijeron un probable aumento de pacientes hospitalizados de hasta 6 mil 200 por día durante las próximas cuatro semanas.

El martes, Estados Unidos tenía 39 mil 230 personas en hospitales, la mayor cantidad desde el 22 de mayo, según Covid Tracking Project. De ellos, 8 mil 178 estaban en unidades de cuidados intensivos, su máximo en dos meses. El número de ventiladores, mil 889, alcanzó su nivel más alto desde el 10 de septiembre.

En todo el país, 37 estados informan un aumento de las hospitalizaciones, incluidos 21 estados que han informado recientemente nuevos récords o se están acercando a máximos anteriores, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

El recuento de hospitalizaciones de Nueva York superó las 900 por primera vez desde mayo, y el de Nueva Jersey alcanzó las 844, el más alto desde julio. Los estados que informaron récord de hospitalizaciones el martes incluyeron Wisconsin, Iowa, Nebraska y Ohio, que tenían mil 221 pacientes.

Ohio tuvo 142 muertes durante las dos semanas finalizadas el 17 de octubre. Se predice que habrá 220 muertes durante las dos semanas que terminan el 31 de octubre. Esa es una diferencia de 78 muertes, la mayor cantidad en el país, para un total de 5 mil 287, según COVID-19 Forecast Hub, que recopila datos de más de 50 grupos de investigación globales.

Nevada, donde cientos de simpatizantes se reunieron el domingo para ver al presidente Donald Trump en Carson City, reportó 9.1 por ciento de positividad, un máximo de seis semanas. Sin embargo, las pruebas cayeron a 6 mil 284 en un promedio móvil de 14 días, desde 6 mil 434 el 30 de septiembre, según datos estatales. Las pruebas escasas pueden resultar en tasas de positividad más altas.

Información Milenio, Reforma, Excélsior

Qs

Seguir Leyendo

Destacada

¿Cómo han pasado las personas de la tercera edad la pandemia? Checa este experimento social con gran mensaje

Publicada

en

Seguir Leyendo

Destacada

A pesar de muerte de voluntario AstraZeneca y Oxford segurán con pruebas de vacuna contra Covid

Publicada

en

México también tiene contemplado usar la vacuna de Oxford y AstraZeneca, así como participar en la fabricación de ésta gracias a un acuerdo con la Fundación Slim y el gobierno de Argentina.

Luego de que la autoridad de salud de Brasil informó el miércoles que murió un voluntario en una prueba clínica de la vacuna para Covid-19 desarrollada por AstraZeneca y la Universidad de Oxford, indicó que los ensayos seguirían.

Oxford confirmó el plan de seguir con las pruebas y apuntó en un comunicado que después de una cuidadosa evaluación “no ha habido preocupaciones sobre la seguridad de la prueba clínica”.

El periódico brasileño O Globo informó que al voluntario se le había dado un placebo y no la vacuna del ensayo, citando fuentes no identificadas.

La Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa) de Brasil, en tanto, no dio más detalles por la confidencialidad médica de los involucrados en las pruebas.

AstraZeneca no quiso hacer comentarios inmediatamete.

Por separado, la Universidad Federal de Sao Paulo, la cual ayuda a coordinar los ensayos de fase 3 en Brasil, afirmó que el voluntario era brasileño.

El gobierno de Brasil ya tiene planes de comprar la vacuna del Reino Unido y producirla en su centro de investigación biomédica FioCruz en Río de Janeiro, mientras que el Instituto Butantan, un centro de investigación del estado de Sao Paulo, está probando una vacuna de la china Sinovac.

México también tiene contemplado usar la vacuna de Oxford y AstraZeneca, así como participar en la fabricación de ésta gracias a un acuerdo con la Fundación Slim y el gobierno de Argentina.

Las acciones de AstraZeneca cambiaron de tendencia y cayeron 1.19%.

Información Milenio, Excélsior, Routers

Qs

Seguir Leyendo
.
.

Estado de México