Sobre la pasarela en Semana de la Moda de Nigeria triunfan frondosas modelos.


modaxl_texto_00001_img Karl Lagerfeld dijo una vez que “nadie tiene ganas de ver a mujeres gordas en la pasarela”; pero en Nigeria, los diseñadores prefieren modelos con curvas generosas. En la apertura de la “Semana de la Moda de Lagos” esta semana, cinco diseñadores presentaron colecciones para modelos de tallas grandes.

Cuando la primera modelo con curvas generosas pisó la pasarela, con los labios maquillados de un rojo vivo y luciendo lentes oscuros, el público enloqueció. Contrariamente a sus colegas de silueta de sílfide que desfilaron antes, las modelos XL pisan con brío, envían besos a la audiencia y pasan por la pasarela siendo aclamadas por la multitud.

A su paso recogen incluso los piropos de los camareros, que vestidos impecablemente con camisas blancas silbaban o gritaban: “¡Mama!” y “¡Dios mío!”, exclamó maravillada entre el público una joven delgada, con el pelo afro y unos pendientes dorados.

El desfile XL fue organizado por Latasha Ngwube, una periodista de 33 años que creó una página web sobre esta tendencia (About That Curvy Life), destinada a “inspirar y apoyar a la comunidad de las tallas grandes”.

Ngwube comenzó a usando la etiqueta #AboutThatCurvyLife y su sitio tiene más de 15,000 visitas cada semana. “Es el principio de un movimiento”, celebró Ngwube, que defiende que esto no es sólo una moda, sino también un movimiento para aprender a ser positivo sobre su propio cuerpo.

modaxl_texto_002_img

Muchas marcas internacionales como Target o Mango se han apuntado a la tendencia, que durante mucho tiempo era denostada. En Estados Unidos, la actriz Melissa McCarthy anunció que lanzaba su propia línea de ropa cuando ningún diseñador quiso vestirla para la ceremonia de los Oscar en 2012.

La venta de ropa de tallas grandes también se transformó en un negocio muy apetecible: en Estados Unidos este mercado movió 20,400 millones de dólares en 2016 (18,600 millones de euros), según la consultora NPD Group. En África también ha crecido la demanda de ropa para las mujeres de talla XL y esto ha incitado a los creadores a lanzarse a este mercado.

Aisha Abubakar Achonu, una de las diseñadoras presentes declaró:

[quote text_size=”small”]Ninguna mujer debería estar sometida al dictado de tener un físico determinado.[/quote]

modaxl_texto_003_img

 

 [hr style=”striped”]

Con información de: AFP.