Mexico's presidential candidate Jose Antonio Meade, standing for the coalition “Todos por Mexico” of the PRI, PVEM and Nueva Alianza parties, waves at supporters during his first campaign rally, in Merida, Yucatan State, Mexico on April 1, 2018. The campaign for Mexico's July 1 presidential election officially opened on March 30. /
AFP PHOTO / LUIS PEREZ 2018

El candidato del PRI propuso clínicas en el campo

Un tema muy polémico en México es la gran cantidad que ex presidentes del país reciben durante toda su vida como pensión, pues entre Andrés Manuel y José Antonio tienen diferente opinión acerca de este tema, a diferencia de AMLO quien planea quitar la pensión a ex presidentes si gana la selecciones presidenciales, Meade dice seguir apoyando este “reconocimiento”.

José Antonio Meade, dice seguir con la gran pensión a ex presidentes, la cual es otorgada por el presupuesto del país, mientras los mexicanos que van ingresando a trabajar en instituciones ya no contarán con jubilación, pues según dijo, que los ex presidentes merecen la pensión pues es un reconocimiento a las personas que entregaron su vida al país y seguirá respetando el estado de derecho.

Mexico's presidential candidate Jose Antonio Meade, standing for the coalition “Todos por Mexico” of the PRI, PVEM and Nueva Alianza parties, waves at supporters during his first campaign rally, in Merida, Yucatan State, Mexico on April 1, 2018. The campaign for Mexico's July 1 presidential election officially opened on March 30. /
AFP PHOTO / LUIS PEREZ 2018

Además el candidato se comprometió a hacer una reforma completa para el sector agrícola, el cual ofrecerá seguridad y salud a todos los campesinos del país, por lo que firmó el pacto por el campo.

El pacto por el campo, será en conjunto con Infonavit para que los campesinos puedan adquirir una vivienda así como los servicios de salud, al implementar clínicas en zonas agrícolas para que la comunidad del campo sean atendidos sin necesidad de viajar horas o hacer trayectos largos en busca de atención médica.

Por: Viridiana Alarcón