Se anticipa desajuste empresarial por sube y baja de costos.  

Por: Daniela Zetina.

Desde este jueves se comenzó con la liberación del precio de gasolinas en los estados que hacían falta del país, entre los cuales se encuentran el Estado de México, acción que permite el libre costo, sin necesidad de que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) fijé un tope máximo al precio de los combustibles. Situación que traerá consecuencias en el territorio mexiquense, a pesar de que ya existía el conocimiento de este cambio.

Así lo dio a conocer Lourdes Medina Ortega, presidenta del Consejo de Cámaras y Asociaciones Empresariales del Estado de México (Concaem), quien aseguró que los precios de las gasolinas se encuentran basados en niveles internacionales, como el costo del dólar y del hidrocarburo, por lo que al no existir un tope de precio habrá un desajuste, situación que debió de haber previsto la Secretaría de Hacienda.

Especificó que este tema tendrá que ser aún analizado, sobre todo por la variación de precios que se puede presentar, teniendo como consecuencia que haya un sube y baja de costos, lo que provocará un desajuste en el gremio empresarial, como en su momento lo fue el gasolinazo, situación que el empresariado absorbió tranquilamente, principalmente cuando se habla de la fijación de precios en los productos que este gremio ofrece.