Según el Instituto Electoral de Puebla, que haya casillas en ceros y otras con hasta 200 por ciento de votantes no son irregularidades, sino errores humanos

La elección para gobernador en Puebla fue una de las más cuestionadas en el proceso electoral de este año, sin embargo, para el titular de la dirección técnica del Secretariado Ejecutivo del Instituto Estatal Electoral, Julián Corona Cabañas, esto se debe a “errores humanos”.

En Puebla hubo 24 casillas que superaron el 100 por ciento del número de votantes inscritos en la lista nominal, 79 casillas que registraron cero votos, casi 70 casillas que fueron robadas a punta de pistola, entre otras tantas irregularidades tras la jornada electoral.

Sin embargo, para el titular del Instituto Electoral del Estado, estos errores no afectaron el resultado de la elección.

Según el doctor en matemática, Arturo Erdély Ruiz, entre las casillas robadas y las que se reportaron en ceros, además del promedio de participación de la elección, hay un poco más de 61 mil votos faltantes.

De entre las irregularidades está la de la casilla 1925 contigua 4, instalada en la calle 3 oriente del municipio de Tecamachalco, la candidata Martha Erika Alonso sumó 979 votos a su causa, de hecho, esa casilla fue en la que la virtual ganadora obtuvo el mayor número de votos de todo el estado.

Sin embargo, esta cifra, supera por si sola el total de personas inscritas en la lista nominal de esa casilla ya que, de acuerdo al Instituto Electoral del Estado, ahí podían votar 717 personas.

Según el cómputo del IEE, en esa casilla se contaron 1368 votos, esto representa el 191 por ciento de las personas inscritas en la lista nominal.

De acuerdo al acta de escrutinio y cómputo que se llenó la noche del 1 de julio, los funcionarios de casilla solo contabilizaron 484 votos, o sea, una tercera parte de las que aparecen en el cómputo final.

Esta situación se ha replicado en otras tantas casillas.

Morena, ha anunciado que solicitará que la elección se anule debido al robo de urnas, violencia y el mal manejo de los paquetes electorales.

Por Braulio Luna