(FILES): This 21 June 2007 file photo shows the ex-Quintana Roo governor Mario Villanueva Madrid (C) when he was released from jail after being detained by police in Almoloya de Juarez, Mexico. The Mexican Foreign Ministry 07 November 2007 granted the extradition to the United States of Mario Villanueva for the transport and distribution of cocaine and for money laundering. AFP PHOTO/Mario Vazquez (Photo credit should read MARIO VAZQUEZ/AFP/Getty Images)
  • Le negaron prisión domiciliaria a Mario Villanueva, quien es culpable de narcotráfico y lavado de dinero.

Un tribunal federal negó a Mario Villanueva la prisión domiciliaria y ordenó regresarlo del Penal Estatal de Chetumal, en Quintana Roo, al Centro Federal de Rehabilitación Psicosocial (CEFEREPSI) de Morelos, para que termine de cumplir su condena por narcotráfico y lavado de dinero.

Angélica Marina Díaz Pérez, Magistrada del Segundo Tribunal Unitario Penal con sede en Toluca, determinó que el ex Gobernador de Quintana Roo no cumple con los requisitos para obtener el beneficio de la prisión domiciliaria.

Villanueva emitió esta tarde un comunicado para denunciar la “mala fe” de la magistrada, pues estimó que la orden para devolverlo al CEFEREPSI, incluida en la misma sentencia, sólo tiene como propósito someterlo al aislamiento.

“Para hacer más grave el asunto, en la misma resolución se ordena con carácter de urgente mi traslado al CEFEREPSI del Estado de Morelos para terminar de compurgar los 22 años y 7 meses de la injusta pena que aún me falta cubrir, con el argumento insostenible de que es un hospital de alta especialización donde se pueden atender mis enfermedades, lo cual es a todas luces falso y aberrante”, señaló el ex Mandatario.

“La intención es evidentemente dolosa y de mala fe, ya que en ese lugar me tuvieron durante un año aislado e incomunicado, sin la atención médica ni los medicamentos básicos que requería para mis tratamientos médicos, razón por la que lo conozco y puedo hablar de cómo es esa instalación, por lo que puedo afirmar que pretenden incomunicarme y aislarme, con el agravamiento de mis enfermedades por la falta de atención médica, ese lugar es peor que Almoloya”.

En alusión a sus enfermedades cardiovasculares y respiratorias, Villanueva reiteró su solicitud de intervención al Presidente Andrés López Obrador, para que le otorgue el indulto total y su libertad absoluta “antes que el destino me alcance”.

VILLANUEVA, ACUSADO DE NARCOTRÁFICO

El exgobernador fue detenido en 2001 en Cancún, Quintana Roo, acusado por la FGR de narcotráfico y lavado de dinero, por su presunta protección a una célula del Cártel de Juárez en la Península de Yucatán, comandada por el narcotraficante Alcides Ramón Magaña “El Metro”.

En 2007, fue extraditado a Estados Unidos por conspiración para lavar dinero, una acusación que le mereció una condena de 17 años de prisión y que, con las reducciones del castigo por su buena conducta, compurgó en menor tiempo.

El 18 de enero de 2017, Estados Unidos lo repatrió a México, para que terminara de compurgar su condena de 22 años y 7 meses de prisión por delitos contra la salud, en el caso que le imputó la FGR.

A su llegada, fue internado en el CEFEREPSI de Morelos, donde estuvo internado hasta el 6 de junio del año pasado, fecha en que lo trasladaron al Penal de Chetumal, para que tuviera en teoría mejores condiciones para sus afecciones de salud.  Información Agencia Reforma.

Redacción QS.