La iniciativa nació con el objetivo de cambiarle la vida a decenas de niñas que padecen cáncer.

Una mujer se inspiró en varias películas infantiles para crear pelucas para niñas con cáncer.

Su nombre es Holly Christensen, enfermera que comenzó a crear estas pelucas inspiradas en las cabelleras de princesas de Disney para alegrar a las pequeñas durante su tratamiento para vencer la terrible enfermedad.

El proyecto empezó después de que la mujer se enterara que la hija de sus amigos tenía cáncer.

Así que se le ocurrió hacer algo para que la menor no se sintiera deprimida, así nació “The Magic Yarn Project”, iniciativa que se apoya de muchos voluntarios que fabrican estas pelucas con lana, en diferentes formas, colores y peinados.

Además, algo interesante es que todas las pelucas son entregadas después de duras sesiones de quimioterapia y así con ellas las menores pueden transformarse en Ariel o Elsa para tomar fuerza y recuperarse más rápido.

¿Qué te parece?

Por: Sarai Palma.

Con información de: NATIÓN.