Las fuerzas militares y elementos de rescate encontraron a los 3 adolescentes perdidos la noche del domingo pasado, en el Cañón del Indio.

Por: Viridiana Alarcón

A pesar de que este suceso provoco una gran movilización del servicio de emergencia, protección civil, fuerza Coahuila, binomios caninos, así como también se puso en uso el drone del estado, aunque por las desfavorables condiciones del aire no pudo ser utilizado con éxito.

Los menores fueron localizados gracias a la llamada de uno de los grupos de voluntarios ciudadanos, quien informó al ejército, el hallazgo de los menores, con quienes hicieron contacto aproximadamente a la 1 de la tarde, quienes inmediatamente fueron llevados a las faldas del cerro en donde ya se encontraban dos ambulancias, esperándolos para darles la atención medica pertinente, así como sus familiares quienes ya los esperaban con ansias.

Los jóvenes extraviados solo presentaban síntomas de deshidratación y heridas leves, quienes declararon que solo subieron con fin de diversión, pero en el momento en que empezó hacerse de noche, se quedaron a medio camino y ya no pudieron regresar por lo que su única esperanza era la llamada y las fotografías que habían mandado a los servicios de emergencia antes de que se terminara la batería al único celular que tenían y para soportar el extremo frio de la madrugada, tuvieron que abrazarse entre ellos para compartir su calor corporal, pero sobre todo les quedo una gran lección,  al no jugar con esto, pues en la noche la visibilidad del lugar cambia lo que complica el regreso a casa y que reflexionen acerca de lo que quieren hacer pues podría tener consecuencias lamentables.

Afortunadamente este no fue el caso y los tres menores extraviados, ya se encuentran con sus familias quienes vivieron momentos desesperantes al no saber nada del paradero de sus hijos y el saber que se encontraban en el cerro perdidos.