Para aumentar los salarios, las empresas optan por despedir a otros trabajadores o dejan de contratarlos.

De acuerdo con Carlos Capistrán, economista en jefe para México y Canadá de Bank of America, el reto más grande al que se tendrá que enfrentar la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador será el mantener la creación de empleo formal en el mediano y largo plazo.

Y es que, expresó el economista, “si por decreto se está obligando a que se le pague más a un trabajador, la forma de mantener los costos es correr a otro”, esto, claro, haciendo referencia a los aumentos salariales que se han dado durante el primer año de la llamada cuarta transformación.

Continuó explicando que en las empresas “no se está corriendo gente, sólo que están contratando menos”, por lo que mantener o conseguir un trabajo formal será más difícil. Sin embargo, se debe trabajar en soluciones para esto ya que como este enfoque laboral es nuevo, los retos que se presenten también lo serán.

Por lo que concluyó recomendando: “Eventualmente hay que darle la vuelta a la desaceleración en la creación de empleo para mantener la masa salarial, porque el riesgo que se tiene es que los salarios sigan creciendo a dos o tres por ciento pero la generación de empleo caiga hasta el nivel de que ya no haya formales”

Redacción Qs noticias
Fuentes: Milenio