A modo que va avanzando el tiempo las percepciones e ideas cambian, es por ello que se es necesario aprender del arte y la cultura.

La Unesco planteó que el arte y la cultura en los procesos de enseñanza y educación de niños y jóvenes, sigue siendo un gran tema de opinión, pues quienes desarrollan cierto tipo de habilidades artísticas están señalados como elegidos o como quienes pueden acceder a ella, sin embargo son temas coyunturales en la educación.

Además se aseguró que debe entenderse que la cultura en cualquier sitio, región, país o continente, está sujeta a experimentar cambios constantes, igualmente como lo hacen los seres humanos al evolucionar en los diferentes aspectos de su vida, y es que precisamente por esa razón la cultura no puede mirarse como un fenómeno estático y sin vida.

Comúnmente se piensa que el arte es entretenimiento y la cultura tradición, por lo contrario, en estos dos conceptos se refleja en gran proporción el sentir de la humanidad.

La sensibilidad con que perciben la vida y los cambios que sufren los individuos al buscar la adaptación y muchas veces la resistencia; a modo que va avanzando el tiempo las percepciones e ideas cambian, es por ello que se es necesario aprender del arte y la cultura.

“Difícil sería pensar que los creadores renacentistas reflejasen en sus obras la preocupación por el cambio climático, como sí sucede en la actualidad, o que los autores de nueva generación plasmen con el mismo afán las escenas religiosas que fueron el leit motiv por excelencia de la pintura de antaño.”

Por ello es importante abrirle espacio en las aulas para entender los procesos sociales evolutivos y con ello también lograr mayor identificación con su entorno y crear identidad.

La educación en arte propicia el pensamiento alternativo y la búsqueda de soluciones creativas a los problemas, favorece cualidades como la tolerancia y la sensibilidad, ayuda a que se aprecie la diversidad y se abra un diálogo intercultural, además de desarrollar otras habilidades intelectuales y creativas del individuo.

Fuentes: ART MADRID

RedacciónQs.