• Con la presencia de unos 13 mil aficionados, la Selección Mexicana venció 2-0 a Trinidad y Tobago en partido amistoso.

Ante un equipo verdaderamente “pobre”, futbolísticamente hablando, la Selección Mexicana de Fútbol consiguió una victoria en partido amistosos en el estadio Nemesio Diez Riega de la capital mexiquense.

La escuadra azteca que dirige Gerardo Martino, estuvo repleta de jóvenes que están a prueba y generan nula expectativa entre la afición; no obstante, mostraron que el nivel competitivo de nuestro país aún está muy por encima del de Trinidad y Tobago, un equipo muy limitado, con poca idea futbolística y casi nula técnica individual.

Lo menos que el Tri debía hacer esta noche era ganar e imponer condiciones, así fue, lograron la victoria de 2-0 ante los caribeños, además, elementos que quieren trascender en el fútbol mexicano como Raúl Gudiño, Yonathan Calderón o Iván Rodríguez, demostraron que quieren una oportunidad real para defender al representativo azteca.

Un zurdazo dentro del área de José Juan Macías, jugador de los Esmeraldas de León, fue el responsable de abrir el marcador en el Infierno al minuto 22′.

El domingo mexicano fue evidente y rápidamente, al 30′ de la primera mitad, Jesús Angulo, elemento del Necaxa, puso el gol definitivo al enganchar el esférico y sacar un potente disparo que no pudo detener el arquero trinitario Phillip Marvin.

En la próxima fecha FIFA oficial en este mes, el Tri se medirá a Panamá y Bermudas, otros equipos que pertenecen a la “famosa” Concacaf.

Por Roberto Ramos