Tras su renuncia como director general, Martínez dijo que la operación del IMSS se detiene por la intervención perniciosa de la SHCP

 

Después de presentar su renuncia como director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Germán Martínez denunció, a través de una carta, que funcionarios de Hacienda tienen “una injerencia perniciosa” en la operación del instituto que pone en riesgo la prestación de sus servicios de salud.

“El Presidente del Gobierno de México proclamó el fin del neoliberalismo, pero en el IMSS algunas injerencias de Hacienda son de esencia neoliberal: ahorro y más ahorro, recortes de personal y más recortes de personal, y un rediseño institucional donde importa más el ‘cargo’ que el ‘encargo’”, dijo Martínez Cázares en el documento.

“Ahorrar y controlar en exceso el gasto en salud es inhumano. Ese control llega a escatimar los recursos para los mexicanos más pobres”, mencionó.

Entre lo más destacado de la carta, el exdirector también dijo que el IMSS requiere una transformación, como ha ordenado el presidente Andrés Manuel López Obrador, pero que el eje de ésta deben ser las personas y no los funcionarios.

Por su lado, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) descartó hacer, por el momento, un pronunciamiento al respecto. Información Animal Político y El Universal.

 

Redacción QS.