El delegado del Seguro Social en el Estado de México poniente señaló que el blindaje económico, la disciplina financiera y la visión a futuro han evitado que el IMSS padezca crisis como las que aquejan al ISEM o al ISSEMyM

Enrique Gómez Bravo Topete, delegado del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) delegación Estado de México poniente, aseguró que en dicha delegación no existe el desabasto de medicamentos, como en otras instituciones del sector salud como el ISEM o el ISSEMyM.

Afirmó que de cara al fin de sexenio se dejará un IMSS sólido y con una atención de mejor calidad para los derechohabientes.

“En lo que va del año hemos tenido solamente una receta que no ha sido surtida, somos la delegación que tiene primer lugar en abasto a nivel nacional, 100% de abasto; tener una receta no surtida en lo que va del año es algo que a mí y a todos nos debe dejar tranquilos”

Al aseverar que el IMSS es el Instituto de Seguridad Social más importante de América Latina, dijo que no existen fórmulas mágicas para evitar crisis de abasto en insumo y medicamentos, aunque recalcó, deben aplicarse medidas de blindaje económico de la mano de una disciplina financiera, visión futurista y vanguardista.

“Tenemos IMSS hasta el 2030, tenemos  un IMSS sano, fortalecido, y “vivito y coleando”.

•          Dos nuevos hospitales en Edomex
Por otra parte, informó que en próximos meses se contará con dos nuevos nosocomios en territorio mexiquense, uno en Atlacomulco y otro más en Ixtapan de la Sal.

Refirió que el del norte del Estado registra un avance del 30 por ciento y creará 600 nuevos empleos; se prevé que para diciembre del presente año registre un avance cercano al 80 por ciento. Respecto al de Ixtapan de la Sal comentó que está próximo a iniciar el proceso de licitación para el inicio de los trabajos de construcción y se estima que esté terminado en un año aproximadamente.

Finalmente, Gómez Bravo Topete señaló que quien asuma la titularidad del IMSS en el próximo sexenio encontrará una institución fortalecida. Lo anterior al mencionar que es prácticamente un hecho que Germán Martínez quede al frente del IMSS cuando Andrés Manuel López Obrador asuma la presidencia de la Republica.

“No importa quien llegue al IMSS, con la disciplina que ya se tiene, únicamente va a ser fortalecer y seguir con esa calidad moral, humana y directiva para que siga  en el mismo camino”.

Por: Karina Villanueva