El equipo cuesta aproximadamente 10.000 euros que México son aproximadamente 218 mil 500 pesos.

Romper la pantalla de un teléfono celular casi siempre tiene solución, aunque muchas de las veces resulta ser muy caro.

Afortunadamente en días pasados se dio a conocer en el Congreso Mundial de Móviles 2019 una máquina capaz de arreglar en pocos minutos, y sin necesidad de reemplazar otros componentes, las pantallas de vidrio rotas de diversos smartphones.

Se trata del g tool DRS, un producto desarrollado por el ingeniero estadunidense Vincent Gioffre y comercializado por la empresa alemana Black Rock Mobile.

Esta tecnología está integrada por dos máquinas cilíndricas con hendiduras especiales para colocar los dispositivos a reparar y un compresor de helio externo.

Con ayuda de este gas, que alcanza temperaturas criogénicas de hasta 180 grados bajo cero, el primero de los módulos congela la pantalla en el transcurso de entre 3 y 8 minutos, dependiendo del modelo.

Tras este proceso, el vidrio puede separarse del dispositivo sin mayor dificultad.

Luego, la segunda máquina ayuda a adherir el nuevo cristal al teléfono, presionándolo sobre el panel original AMOLED.

Al cabo de otros 8 o 10 minutos adicionales, el dispositivo está listo para ser utilizado con normalidad.

Todo este proceso, desde la selección del modelo hasta el control de la presión y el tiempo adecuados para cada tipo de teléfono, se realiza mediante una ‘app’ conectada al sistema.

El equipo consume unos 120 vatios y cuesta aproximadamente 10.000 euros (11.350 dólares) que en pesos mexicanos son 218 mil 500 pesos.

Por: Qs noticias

Con información de: Excélsior Hacker